Navegando por
Mes: junio 2015

INEXPERTA CARMELA

INEXPERTA CARMELA

_carmena_b4eb735a

Algunos dirigentes políticos de «huno» y «hotro» lado, van más despistados por la vida pública que los daltónicos en semáforos, sin que los compañeros sensatos de sus partidos les orienten sobre el camino a seguir para que den menos golpes en la herradura y más en el clavo, porque sus descalificaciones son peligrosos bumerangs que terminan golpeándoles en la cabeza.

Después de las almendras amargas encontradas entre los almendrucos por madurar que acompañan a Carmena en el Ayuntamiento dispuestos a nutrir de bondades a los madrileños, ahora resulta que la magistrada no sirve como regidora porque le falta experiencia política, algo que lejos de ser un inconveniente, es el mayor valor que atesora y lo que permite confiar en ella.

Dios nos libre de la experiencia de Gobierno exhibida por los profesionales de la política durante las décadas que nos han gobernado, según hemos podido comprobar con asombro creciente, desconcierto inexplicable, rebeldía contenida, indignación silenciosa y resignación laica, sin ser indultados de tanta frustración.

Recordamos como la etapa más limpia y comprometida de la política española moderna, la protagonizada por los neófitos que hicieron posible la transición, los Pactos de la Moncloa, el consenso, la generosidad, el compromiso, la concordia, y otros valores que comenzaron a rodar por el suelo cuando la experiencia política se adueñó de los corazones y comenzaron las luchas intestinas, aparecieron hermanos en despachos sevillanos, se contrataron las basuras madrileñas, comenzaron a financiarse ilegalmente los partidos, la corrupción tomó carta de naturaleza y tantas otras fechorías aparecieron, inexistentes en los primeros balbuceos democráticos.

No queremos políticos experimentados, porque la experiencia nos demuestra que conduce a la profesionalización política, a la torre de marfil, a la sordera social, a la corrupción, al amiguismo, a la prepotencia, al descaro, a privilegios inmerecidos, a falta de control competencial, a gandulería, a mentira institucional y a cuantos vicios quiera añadir el lector.

Qué suerte tienen los madrileños, barceloneses, valencianos y tantos otros vecinos de pueblos y ciudades, de tener a la cabeza del municipio un alcalde sin pedigrí político, porque su mayor delito será el error, si este se produce – cualidad del ser humano -, pero no habrá ninguneo vecinal, ni abuso, nepotismo, corrupción, mamoneo, desprecio ciudadano, holgazanería y codicia, como sabemos por experiencia de quienes estrenaron cargos públicos hace lustros.

SALAMANCA LA BLANCA, ¿QUIÉN TE MANTIENE?

SALAMANCA LA BLANCA, ¿QUIÉN TE MANTIENE?

Carbón

Dice la canción popular: “Salamanca, la blanca, ¿quién te mantiene?. Cuatro carboneritos,
 que van y vienen”. Fueron los carboneros mantenedores de la ciudad charra, y con uno de esos carboneritos he pasado la jornada entre la ignorancia y el asombro, ante el túmulo carbonífero que da vida a los tizones.

Primero se desmochan y olivan las encinas para hacer pequeños troncos de leña que se alinean formando un cono mocho, provisto de una boca en el vértice superior por donde se inicia el fuego ahogado en sorda humareda en su base, para que destile humo a través de tan irregular chimenea y por las bufardas inferiores, antes de que la sacadera, el rastro y la horca hagan su función, sacando del horno el ahumado carbón vegetal que templara los cuerpos en invierno.

Tres generaciones han hecho la tarea antes de que Fernando se hiciera cargo del negocio, transformando cada 5 kg de leña en 1 kg de carbón, llegando a batir su récord el día que fabricó 70.000 kg de carbón chamuscando 350.000 kg de encina en un solo cono forrado de tierra, cuya misión fue y podría seguir siendo, darle el temple necesario para que la madera cociera y extinguir el fuego.

En los chozos donde pasaban los veinte días dedicados a la tarea, utilizaban como frigorífico paja mojada para guardar el vino y las viandas, en muchos casos a base de tencas de las abundantes charcas que rodean Matilla de los Caños del Río, donde las he degustado más de una vez con las primeras autoridades municipales de la zona.

TRISTE FINAL DE UNA LUCHADORA

TRISTE FINAL DE UNA LUCHADORA

Clara_Campoamor

Es obligado recordar la muerte en Lausana de Clara Campoamor, infatigable luchadora por los derechos de la mujer, que defendió en el Parlamento republicano el sufragio femenino ante la oposición de Victoria Kent, consiguiendo que las mujeres pudieran votar en las elecciones de 1933.

La muerte prematura de su padre la obligó con diez años a trabajar para ayudar a la economía familiar, realizando tareas de modistilla, recadera, telefonista y dependienta, consiguiendo finalmente con gran sacrificio personal acabar el Bachillerato y licenciarse en Derecho con treinta y seis años.

Seducida por el ideario del Partido Radical, declarado republicano, liberal, laico y democrático, pidió su ingreso en el mismo, obteniendo acta de diputada en las Cortes Constituyentes de 1931, siendo una de los veintiún diputados encargados de elaborar la Constitución republicana, consiguiendo que la Constitución eliminara la discriminación por razón de sexo, impulsara la igualdad de hijos maritales y extramaritales, abriera las puertas al divorcio y permitiera a las mujeres votar en los comicios electorales.

Con la guerra civil tuvo que exiliarse, rodando por varios países en los que sobrevivió traduciendo textos, dando clases y trabajando en bufetes de abogados, sin poder volver a España por su filiación masónica, acabando sus cancerosos restos incinerados en Suiza, donde pasó los últimos años, olvidada por quienes debían mantener un recuerdo permanente y agradecimiento hacia ella.

«NIVOLA»

«NIVOLA»

img_344507

De gala, con sus mejores luces y arropada por un selecto público unamuniano que llenó las butacas del patio neorrenacentista del Casino, presentamos ayer en sociedad nuestra revista Nivola con entusiasmo contenido por parte de quienes tuvimos el honor de apadrinarla, en una velada con sabor a gratitud y reconocimiento a cuantos han hecho posible su publicación.

Entrañables palabras de Antonio, Miguel y Florencio acompañaron el nacimiento de una revista cultural en Salamanca que nace con vocación de servicio y permanencia. Servicio en el cumplimiento de la misión que tiene encomendada, y permanencia porque ha venido al mundo para quedarse con nosotros todo el tiempo que don Miguel se mantenga en el recuerdo de quienes sentimos cercana la presencia del mayor intelectual que ha tenido la Universidad salmantina en sus ochocientos años de historia.

Íntima sesión compartida con el recogimiento que corresponde a un litúrgico acto cultural con ceremonial de compromiso, unido al regocijo de los grandes alumbramientos, conciliando rigor y amenidad en la gran fiesta de la cultura que ayer compartimos los socios, amigos y simpatizantes de don Miguel.

Nivola está ya con nosotros, dispuesta a poner luz en las sombras que enturbian confusas historias del sentidor, a liberarnos del tedio agitando el espíritu adormecido por la rutina cotidiana y a presentarnos en carne viva un personaje singular que fue paradigma del intelectual que se mantuvo siempre contra el poder, contra todo, contra todos y contra él mismo, con alma limpia y corazón sincero, hasta ser llamado al pecho del Padre Eterno donde descansa, tras pasar una vida luchando contra el gran misterio.

NACE NIVOLA

NACE NIVOLA

ProtadaNivola_1

Buena noticia para la cultura en Salamanca es el nacimiento de una nueva revista dedicada a la vida, obra y pensamiento de Miguel de Unamuno, el mayor intelectual que ha tenido la ciudad y su Universidad en lo ochocientos años de historia que atesora.

Esfuerzo colectivo, altruismo del patrocinador, generosidad de los escritores, ilusión del equipo de redacción y empeño de todos los implicados, han hecho posible que esta tarde a las 20:00 h. la Asociación Amigos de Unamuno presentemos en sociedad el primer número de la revista NIVOLA en el Casino de Salamanca, con la esperanza de que la acogida de sus páginas merezca el anhelo con que las ofrecemos a los socios, simpatizantes y amigos que quieran acompañarnos en su puesta de largo.

Moderno diseño, calidad de impresión, contenido acreditado y extraordinarias ilustraciones, avalan esta publicación semestral, con la cual pretendemos cumplir el objetivo que nos mueve a los asociados de difundir la vida obra y pensamiento de un personaje tan singular, sabio, digno y honrado, como Miguel de Unamuno.

El poeta Antonio Colinas, los artistas Miguel Elías y Florencio Maíllo, junto a este que les invita a su asistencia, presentaremos la revista con la satisfacción de haberla confeccionado de la mejor forma que hemos sabido hacer, apoyados por los servicios de maquetación de Globalia Artes Gráficas y sus talleres de impresión.

Solo queda pedir a los socios, simpatizantes y amigos que vivan en Salamanca su asistencia al acto para recoger la revista, ya que así nos evitarán el considerable gasto que representa tener que enviársela a sus domicilios por correo postal.

YA EN VARYKINO

YA EN VARYKINO

c

Un año más he llegado a mi sosiego reposado de Varykino, pero en esta ocasión más descolgado de mi entorno que en otras ocasiones, por obra y desgracia de quien tuvo el monopolio telefónico y hoy presume de agilidad y movimiento haciéndose llamar Movistar, aunque su comportamiento nada tenga que ver con la publicidad y promesas que difunde en los medios de comunicación y redes sociales, de los que me ha tenido apartado varios días con promesas incumplidas y palabras metálicas de robóticos contestadores telefónicos.

Finalmente, abre de nuevo mi ventana al mundo don César y la voz humana de una mujer de Alierta me alerta de que los técnicos han hecho la conexión informática, quedando pendiente la televisiva para cuando se fundan los casquetes polares con el calor desprendido por la impotencia y malestar que me han producido las ofertas, contraofertas, idas, venidas, llamadas e incomunicaciones.

Aquí estoy en mi Varykino recuperando olvidos de la memoria, con la nostalgia de saber que un año menos me aguarda este remanso y la felicidad de vivir un año más la recarga anímica que este retiro me concede, lejos de la prisa urbana, la celeridad del asfalto y los gritos nocturnos callejeros de la movida provocada por inmóviles cerebros.

Bienvenido todos a esta vuestra casa, desde la que seguiré en mi empeño por mantenerme despierto cada madrugada, anhelante por disfrutar las novedades que me tendrá reservadas cada nuevo día.

PEQUEÑO GESTO DE FELIPE

PEQUEÑO GESTO DE FELIPE

base_image

El rey de todos españoles, – queramos o no queramos los republicanos -, ha dado un tímido paso adelante que agradecemos, porque más allá de las militancias políticas y afinidades con la forma del Estado, necesitamos recuperar la confianza y credibilidad perdida en los dirigentes políticos, sociales, económicos, religiosos y sindicales.

Gracias damos a Felipe, por retirar el ducado de Palma a su hermana sin esperar a juicios ni sentencias, y antes de que ella presentara la renuncia a dicho título, – que amenazaba con no llegar nunca -, como sucederá con su renuncia a los derechos dinásticos, temiéndonos lo peor si la doña actúa con igual consistencia.

Agradecemos sin fanfarrias a Felipe ese pequeño gesto de gran valor mediático, no exento de teatralidad, pero ahí queda. Agradezcámoselo porque si todos los jefes y mandamases hubieran actuado así en sus ámbitos respectivos, la corrupción, el despilfarro y el abuso, no hubieran ocupado portadas de periódicos, ni generado la indignación y desgaste moral que padecemos.

La impunidad de los choricetes, amparados por sus jefes, y liberados por los jueces a través de rendijas legales inexistentes para los ladrones de gallinas, ha permitido que hayan ocupado privilegiados sillones del poder, con los votos incomprensibles de muchos ciudadanos perjudicados por su gestión.

Si los malhechores hubieran sido inmediatamente expulsadas de sus cargos, partidos, sindicatos y asociaciones. Si la jerarquía religiosa hubiera actuado con criterios evangélicos contra los pecadores públicos. Si los políticos hubieran defenestrado a los politiqueros. Y si los sindicalistas hubieran actuado contra los sindicalistos, la situación del país sería otra.

Pero nada de esto se ha hecho, justificando a los transgresores con milongas indigeribles que nos obligan a pensar en segundas verdades delatoras de ocultas complicidades, porque si no fuera así resulta difícil comprender la permanencia en los cargos de quienes han dañado con sus comportamientos a las organizaciones que pertenecen.