NAZI CAZADO

NAZI CAZADO

Eichman

El teniente coronel alemán de la organización nazi policial, política y penitenciaria, Otto Adolf Eichman, estuvo siempre en el punto de mira de los agentes del Mossad desde que terminó la segunda barbarie mundial, por haber sido el responsable directo de la “solución final” y la deportación masiva de judíos a los campos de concentración para su exterminio.

Este militar de las SS pudo vivir felizmente de incognito en Argentina durante dieciséis años, gracias a los documentos falsos facilitados por la Asociación vaticana San Rafael, ocupada en poner a salvo a los criminales de guerra nazis, sin que la curia se diera por enterada. Pero esto le sirvió de poco al exterminador alemán.

Las indagaciones de los agentes secretos judíos, dieron con el paradero de Eichmann en Argentina, y a por él se fueron, consiguiendo secuestrarlo y sacarlo clandestinamente del país el 21 de mayo de 1960, para ser juzgado en Tel Aviv, condenado y ejecutado, cumpliéndose la ley taliónica del ojo por ojo y diente por diente.

Los judíos explicaron la ilegalidad de la operación, temiendo que las autoridades argentinas impidieran la extradición, como sucedió con el demenciado Joseph Menguele en época de Perón, exigiendo disculpas el Gobierno argentino por la injerencia y abuso israelita, sin que estos atendieran la petición de Arturo Frondizi, por considerar que la detención de semejante matarife no merecía disculpa alguna.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.