ANIVERSARIO

ANIVERSARIO

Versodiario  12 :

El gran jefe es elegido                                                                                                                          en feudo republicano,                                                                                                                        y nombrado de antemano                                                                                                                  en Estado envejecido

ANIVERSARIO

Hoy se cumple el ochenta aniversario de la proclamación de la 2ª República española, y es bueno que recordemos en este escritorio el discurso que don Miguel pronunció aquella lejana tarde del 14 de abril de 1931 desde el balcón del Ayuntamiento salmantino, antes de ser nombrado alcalde honorario a perpetuidad del concejo. Título que ostentó cinco años y no ha vuelto a recuperar, porque ni socialistas ni populares se han ocupado de ello, aunque vayan juntos a aplaudirle cada 31 de diciembre.

Esto dijo Unamuno a sus paisanos adoptivos a las seis de aquella tarde, que yo brindo esperanzado a los amigos de este blog -,

“¡¡Salmantinos!! Hace cuatro siglos, en el siglo XVI, los comuneros de Castilla se levantaron contra el primero de los Habsburgo, Carlos I de España y V de Alemania. Entonces, como ahora, se luchaba por la soberanía popular.

En esta misma ciudad, en esta misma Plaza y bajo este mismo cielo azul, proclamó uno de los comuneros, el salmantino Maldonado, la soberanía popular. Y hoy, en el siglo XX, hemos completado la obra que aquellos no pudieron realizar, arrojando de España al último Habsburgo, Alfonso de Borbón y Habsburgo Lorena. Hoy comenzó una nueva era y terminó una dinastía que nos ha empobrecido, envilecido y entontecido.

Hace cuarenta años (Unamuno en este momento dio muestras de tal honda emoción, que tuvo que hacer un alto en su discurso, aprovechado por Santa Cecilia para abrazarle). Hace cuarenta años vivo en Salamanca; de Salamanca son los hijos de mis carnes, e hijos de mi espíritu os considero a todos. Permitidme la arrogancia de que sea yo quien proclame la República, en esta Plaza que recibió al desterrado de la Revolución del 68”, en clara alusión a Tomás Rodríguez Pinilla.

El antiguo régimen tuvo la habilidad de asociar la República – no sus gobiernos de izquierda y derecha – con la  izquierda revolucionaria, el vandalismo, el desorden y la barbarie, evitando decir que es simplemente una organización del Estado cuya máxima autoridad es elegida por los ciudadanos, eludiendo privilegios hereditarios propios de tribus desvalidas e inmaduras, incapaces de moderarse, porque según algunos la cultura no les alcanza y la madurez les falta. Pero esto será objeto de otra entrada en este blog.

 

Un comentario en «ANIVERSARIO»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.