Navegando por
Etiqueta: tenis

GRANDE, RAFA

GRANDE, RAFA

images

Grande Rafa Nadal, no por su estatura corporal y méritos deportivos, sino por la grandeza de alma que pasea por pistas, despachos, televisiones y países, con espíritu solidario, generosa actitud y humilde compromiso, consiguiendo victorias elogiando a los rivales y esforzándose cada día por mejorar su oficio.

Grande Rafa por la sencillez de sus gestos, la dignidad de su testimonio, la deportividad que practica, la nobleza que exhibe y la verdad de sus palabras, desde que ganó en Baleares su primer torneo cuando apenas contaba ocho años y la vida comenzaba a darle las primeras palmadas en la espalda.

Grande Rafa por la lealtad guardada en la cumbre a quienes alimentaron sus ilusiones cuando luchaba por hacer realidad sus sueños, abrazando a Toni en las pistas y amando en silencio a la discreta Xisca, presente en su vida desde que compartieron adolescentes y románticos atardeceres en Portocristo.

Grande Rafa por sus felices lágrimas de triunfador, tras el calvario sufrido por una rodilla quebrantada por el esfuerzo, que se negaba a obedecerle, metiéndolo en un túnel del que ha salido con ejemplar esfuerzo personal, renunciando a una complaciente vida ya bien merecida, conquistada a base de sacrificio y lucha diaria.

Grande Rafa, por su constancia, valentía y confianza en sí mismo, sabiendo que le bastaba con seguir su propio rastro para morder trofeos en las tribunas hasta terminar comiéndose el mundo, cautivando a los aficionados y ganando el cariño de todos los que pierden las uñas a  mordiscos ante las pantallas de televisión.

Grande esta perla de Manacor por la amistad que conserva con sus amigos de la infancia, jugando a fútbol playa en Cala Romántica, visitando los pubs de la zona y pescando en aguas baleares, mientras los jóvenes tratan de imitar su capacidad de lucha, tesón y lealtad a los grandes valores que ha mantenido durante toda su vida.

Y cuando parecía que no cabía más grandeza en su interior, el otro día se ha negado a viajar en el avión que la Federación Española puso a su disposición para desplazarse a Madrid con objeto de jugar la Copa Davis, alegando que el país no está para pagar viajes a nadie, sin que los políticos, caraduras y gorrones que viajaron a Buenos Aires, durmieron en hoteles de lujo, yantaron en los mejores restaurantes y libaron exquisitos vinos, a costa de los ciudadanos que oprimen, se hayan dado por aludidos.

BROTE VERDE SOLIDARIO EN WIMBLEDON

BROTE VERDE SOLIDARIO EN WIMBLEDON

images

Andy es un escoces que se gana la vida jugando al tenis por las canchas del mundo, después de pasar muchos años de sacrificios, renuncias y dolores en su rótula bífida, ocultando que también tiene el corazón partido por el sufrimiento de los condenados a muerte a causa de una enfermedad neoplásica con transformación de las células, que proliferan de manera anormal e incontrolada, formando un tumor maligno.

Al fin hemos sabido porque el mejor golpe del escocés es el de izquierda, ejecutando el revés a dos manos con total perfección, pues con una de ellas golpea la bola de tenis y con la otra sacude el injusto recorte de presupuesto a la investigación sobre el cáncer que se ha llevado a cabo en el Royal Marsden Cancer Hospital.

Los 26 años de Murray han sido 26 golpes de esperanza verde que hace unos días se han hecho realidad en la hierba verde de Wimbledon, no por la victoria de Andy Murray sobre Djokovic, sino porque ha donado el millón ochocientos mil euros del premio, a ese hospital londinense, para que los investigadores sigan buscando un remedio a la locura de las células.

Brote verde ejemplarizante de Andrew, que nos habla de un alma grande amparada en la generosidad del corazón sincero que late en su pecho, conmovido por la fraternidad de un espíritu solidario acunado por sentimientos nobles, sólo al alcance de los elegidos para la felicidad, que merece un abrazo universal al que uno hoy el mío en esta bitácora.