Navegando por
Etiqueta: hospitales

CANSANCIO

CANSANCIO

images

Un entrañable amigo activista, que se ha dejado la piel por los demás en mil combates, me confesaba ayer con dolorida frustración su cansancio por tanta lucha estéril y esfuerzo baldío, con la toalla de la mano, a punto de arrojarla sobre el cuadrilátero social y retirarse a un lugar perdido donde el sol marque el horario de su jornada.

Cansado está mi amigo y cansados estamos muchos de ver las cicatrices que deja el látigo en la espalda, tornándose en profundos cortes sobre la piel de la miseria, en camillas abandonadas en pasillos de hospitales, colas del paro, contenedores de supermercados, tribunales de la pobreza, interminables desahucios y corruptas sonrisas a las puertas de los juzgados, mientras los mandamases discuten sobre líneas rojas, las suyas, claro, no las del pueblo que contempla atónito el esperpento.

Cansados estamos de ver tantos lobos humanos merodear por los consejos financieros de administración, tantos depredadores en libertad, tantos elefantes en cementerios institucionales y tantos carroñeros blindados ante la justicia, mientras nuestros mandamases discuten poltronas en abrigados despachos.

Cansados estamos muchos de gritar por los que callan, de clamar por conseguir lo que sería innecesario pedir, de echar abajo las tapias de las baldosas y de componer manos rotas, mientras los mandamases van con orejeras por la calle sin mirar al pueblo que ocupa las aceras, ni oír sus abucheos.

Cansados estamos de la corrupción que nos corrompe el alma, del cinismo de los corruptos, de la impunidad de los corruptos, de las risas de los corruptos, de la coraza de los corruptos y de la complicidad de los corruptos, mientras los mandamases debaten sobre la supervivencia de los batracios en el Orinoco.

Cansados estamos de ver como se juega al escondite con la ilusión de un pueblo que soñaba con recuperar el futuro, viendo ahora que la esperanza en la resurrección colectiva se esfuma al silbo de intereses que nadie comprende, en mesas de negociación donde se posterga el innegociable rearme moral que la sociedad necesita, uniendo todos los esfuerzos para conseguir el bienestar que deseamos.

SOPLAR Y SORBER,…. SÍ PUEDE SER

SOPLAR Y SORBER,…. SÍ PUEDE SER

sopas

La perversión del refranero castellano por parte de algunos dirigentes políticos, financieros, eclesiásticos y sociales, es la causa de la profunda crisis que sufren los desfavorecidos que viven al sur de la vida, ajenos a la recuperación que pasea orgullosa sus beneficios por el norte, donde habitan los privilegiados, ignorando la existencia de los sureños.

Sabido es que la ingenuidad popular ha creído siempre que soplar y sorber no puede ser, según el proverbio que niega la posibilidad de realizar ambas acciones simultáneamente, creyendo que no es posible que quien sopla sorba, algo que es falso porque los mandamases realizan las dos acciones al mismo tiempo, compatibilizando lo que parecía incompatible.

Soplan las papeletas electorales para hacerlas volar fuera del alcance de la democracia, y al mismo tiempo sorben beneficios inalcanzables para los demás.

Soplan sobre las cajas de las Cajas para limpiarlas de billetes, y al mismo tiempo sorben codiciosamente indemnizaciones multimillonarias en los despachos.

Soplan las togas incómodas, los disidentes y las denuncias, al tiempo que sorben voluntades judiciales, sumisas lealtades y trituradoras de documentos.

Soplan sobre las redacciones de los medios de comunicación, al tiempo que sorben noticias comprometedoras sobre la basura guardada bajo las alfombras.

Soplan las neuronas de los cerebros incondicionales, al tiempo que sorben sus voluntades para hacer con ellas tantas capas como sayos visten los descerebrados.

Soplan la venda de la Justicia para que vea bien a los sopladores y los exculpe, al tiempo que sorben sentencias condenatorias de los soplistas.

Soplan personal docente, sanitario y social de los colegios, hospitales y hogares, al tiempo que sorben asesores, amigos, familiares y servidores personales.

BOTARATE

BOTARATE

images

Agradezco en esta entrada a un famoso político su esfuerzo por aumentar nuestro vocabulario, ya que las palabras, gestos y actuaciones de este personaje venido a más por el milagro político, ponen en evidencia las limitaciones de nuestro léxico, obligándonos a definir nuevos términos en el diccionario que expliquen su comportamiento.

La anástrofe es una inversión en el orden de las palabras de una oración para conseguir un determinado efecto, pero si la finalidad pretendida es inducir a error o engañar haciendo afirmaciones falsas con apariencia de verdad, entonces las cosas cambian. Es decir, cuando se intenta hacer bueno un razonamiento falso, la trampa se llama falacia. Por eso la nueva figura literaria que define la actitud de este sofista de nuevo cuño recibe el nombre de anastrolacia, y él, como practicante modélico de tal doctrina polítiquera, que ejerce su oficio ataviado con adefesios benefactores de intereses propios, camuflados en donaciones inexistentes, merece llamarse anastrolácico, paradigna de cinismo y cara cementada.

Venga, no vamos a darle más vueltas: alguien implicado judicialmente hasta las trancas en un grave caso de corrupción propone que se dote con más recursos a la justicia para que los procesos judiciales se resuelvan pronto, por jueces independientes y honrados, sin contaminación política alguna.

Declaraciones de este imputado que están provocando un colapso en los centros sanitarios, bloqueando los servicios de urgencia de los hospitales porque a la mitad de españoles se le han desencajado las mandíbulas por las carcajadas que ha provocado el cinismo de este sujeto. Y la otra mitad de ciudadanos está en tratamiento psiquiátrico por la irritación que les ha producido semejante insulto.

Ahora falta saber cuál va a ser la reacción de los afectados cuando recuperen la movilidad de sus mandíbulas y el entendimiento. Pero la lógica mental, el sentido común y el respeto a uno mismo debería condenar a galeras la arrogancia, cinismo y desprecio con que este líder político ha fustigado la inteligencia de sus vecinos.

GERENCIA HOSPITALARIA

GERENCIA HOSPITALARIA

Unknown

Lo imaginábamos, pero no teníamos certeza; nos habían hablado de ello, pero faltaban los datos; nos resistíamos a creerlo, pero se ha hecho realidad; lo suponíamos, pero nos han confirmado que la gerencia hospitalaria está politizada, pervertida y desprestigiada por tentáculos del poder.

No cabía otra explicación al vertiginoso ascenso de mediocres médicos a puestos directivos. Era difícil de entender la subida a los despachos de incapacitados mandatarios. Resultaba increíble ver deficientes gestores encumbrados desde la nada a la cima de la administración sanitaria en hospitales públicos. Pero ya tenemos la repuesta.

Los resultados de la encuesta realizada por la Sociedad Española de Directivos Sanitarios (SEDISA), pone de manifiesto que el 70 % de los gerentes hospitalarios reconoce que su puesto directivo se debe a su filiación política y no a la competencia para el cargo, convirtiendo así la crisis del sector en una serpiente que se muerde la cola.

Mordisco justificado por el argumento de los privatizadores sanitarios al decir que la sanidad debe poner en manos privadas para mejorar su gestión porque los dirigentes políticos no ponen al frente de los hospitales los más capacitados para dirigirlos, sino aquellos que van por los pasillos con el carnet del partido entre los dientes, y la voluntad sometida a los caprichos del jefe político correspondiente.

De esta forma, queda todo explicado: no se trata de optimizar los recursos humanos sanitarios con especialistas de prestigio, sino de nombrar directivos y adjudicar plazas en comisión de servicios a los médicos afines políticamente, sin pretensión de optimizar el uso de servicios y material sanitario, sino acomodar en hospitales a comisarios políticos para justificar la privatización.

El resultado de la encuesta pone en evidencia que los administradores de nuestra salud no promueven la profesionalización, calidad humana y competencia de los sanitarios, sino fomentan el servilismo político para servir a intereses privados con pretextos de la mala gestión

Es penoso ver a excelentes médicos en manos de incompetentes gestores. Es lamentable que se esté convirtiendo el servicio público en reducto del caciquismo. Es indignante que el poder de serviles gerentes hospitalarios someta la voluntad de los profesionales sanitarios a sus caprichos, porque en la citada encuesta se afirma que sólo el 17 % de los directivos es autónomo en sus decisiones, obedeciendo a su amo el 83 % de ellos.

EUGENESIA OLVIDADA

EUGENESIA OLVIDADA

b

La eugenesia social pretendía mejorar las claves genéticas humanas con técnicas manipulativas para conseguir una raza más inteligente, fuerte y sana, que degeneró en su hermana gemela, impidiendo el nacimiento de personas inferiores para los manipuladores, con el fin de economizar dinero y recursos.

Con semejante pretexto se aplicaron métodos de exterminio olvidados por gran parte de la población mundial que mira para otro lado, sin recordar lo sucedido en hospitales con ciudadanos pertenecientes a grupos humanos despreciables para los matarifes, sin importarle demasiado a una sociedad acomodada que prefiere no recordar.

Fue el Estado norteamericano de Indiana quien dio el primer paso en 1901 promulgando una ley de eugenesia a la que se sumaron años después treinta Estados del mismo país, autorizando a esterilizar todas las personas que no formaran parte del redil socialmente normalizado.

Inicialmente se trataba de impedir que los deficientes mentales tuvieran descendencia, pero más tarde entraron en el saco el grupo de teóricos pervertidos sociales, entre los que se encontraban asesinos, discrepantes, gitanos, meretrices, judíos, violadores, alcohólicos, drogadictos, homosexuales y otras subespecies humanas calificadas como “degeneradas” por quienes ordenaban los tratamientos esterilizadores.

En Europa, fue Alemania la primera que se sumó a las esterilizaciones masivas para higienizar la sociedad y alcanzar la pureza racial perseguida por el Tercer Reich. Pero no sólo fueron los teutones nazis seguidores de la antigua ley indiana, también el Gobierno de Suecia ha reconocido que sesenta mil suecos fueron esterilizados, aplicando una ley de los años treinta que fue derogada en 1976.

INDIGNACIÓN RESIGNADA

INDIGNACIÓN RESIGNADA

images

La conciencia colectiva dormita en España acunada por la indignación resignada que paraliza las células revolucionarias, inhabilita la lucha por la justicia y anula la capacidad de respuesta ante los chuzos de punta que están cayendo sobre las viviendas, escuelas, hospitales, juzgados, sueldos y personas, sin que el pararrayos de la sublevación libere al pueblo de la mansedumbre.

La oscuridad del túnel por donde nos están obligando a ir encadenados con pretextos que ofenden al sentido común, nos impide ver la salida, pero oímos y sufrimos los chirridos de los raíles con cada frenazo que los maquinistas dan a nuestra vida, impidiendo que reverdezcan entusiasmos de la juventud.

No me enorgullece pertenecer a una generación que ha tirado la toalla de las luchas juveniles por la libertad, acomodándose a la rutina de pasear entre los escombros que un grupo privilegiado de regidores han arrojado en las calles de la vida, cerrando las puertas del futuro a los jóvenes que deambulan entre ellos.

Tenemos mucho trabajo que hacer, excesivos pecados por redimir y duras horas que pasar en la penumbra, porque los problemas en España no son económicos ni financieros, sino morales, éticos y estéticos, que sólo venceremos cuando tengamos fuerzas para salir de la resignación que domina nuestra indignación.